Cargando...

Consejos para ahorrar y comprar tu primera casa

La compra de un hogar es posiblemente la mayor meta de cualquier persona y ciertamente es una de las más difíciles. De cualquier modo, esta tarea es posible con organización, perseverancia y disciplina.

No existe una receta mágica para comprar tu primera propiedad, realmente todo se reduce en seguir una serie de consejos, en trabajar y en mantenerte firme con la decisión de cumplir tu meta. Analicemos entonces todo lo que aquel que quiera comprar un hogar debe saber o tener en cuenta.

Sé realista

Antes de partir con la tarea de adquirir tu primera casa, es necesario establecer los límites, en otras palabras, saber lo que puedes y no puedes pagar. Para esto deben tenerse en cuenta varios factores, como lo que ganas, tus gastos y también las posibilidades de créditos, en el caso de que necesites uno.

Lo habitual es requerir la ayuda de un banco, pues la mayoría de personas no pueden costearse una casa sin la ayuda de un crédito hipotecario. Ten esto muy en cuenta, pero a su vez, recomendamos que trates de ahorrar un capital considerable antes de solicitar un crédito, así tendrás un cojín económico, pero, ante todo, sé realista. Por lo demás, la mayoría de los bancos prestan un 80% del valor de la propiedad, algunos hasta un 90%. Entonces debes considerar ese 20% de pie (ahorro previo) antes de solicitar el crédito, y ese 20% y tu capacidad de ahorrarlo también depende del valor de la propiedad. No es lo mismo juntar un 20% para un propiedad de 1000 UF que de 5000 UF.

Analiza los créditos

Entendiendo los montos altos que contempla la compra de viviendas, lo más probable es que requieras de un crédito. De ser así, es necesario conocer todos los puntos que establece la banca, como los intereses, las modalidades de pago y también el monto total que pagaras y las cuotas mensuales (dividendo). Puedes comparar distintos crédito hipotecarios mediante el uso del indicador CAE que debe estar a la vista en cada simulación hipotecaria que entregue un banco. Nunca pidas un crédito que no puedas pagar, en este caso, quizás lo mejor sea reunir más dinero por tu cuenta en un tiempo más prolongado.

Como ya dijimos,  cada banco presenta sus propias opciones y conviene visitar varios lugares antes de escoger una opción en particular.

Disciplina

Como en cualquier meta que te plantees, la disciplina es uno de los factores más importantes. Cuando se proponen metas tan grandes, es necesario renunciar a muchos gustos momentáneos. Luego de adquirir la responsabilidad de la compra de un hogar, es un requerimiento cumplir con los pagos y ser disciplinado.

Ten en cuenta que los pagos no son algo perpetuo y adquiere la responsabilidad con el aliciente de que luego de un tiempo terminarás de pagar tu propio hogar. Procura establecer metas de ahorro mensuales, deja parte de tus ingresos mensuales destinados para ello. Recuerda que puedes aumentar la cantidad de dinero que ahorras invirtiéndolo en depósitos a plazo o fondos mutuos entre otras opciones.

Haz una lista sobre tus gastos y posibles oportunidades de ahorro

La organización es imprescindible para lograr la compra de un inmueble. De hecho, se recomienda premeditar cada gasto y establecer una lista del dinero que dedicarás para cada fin. Por ejemplo, podrías dedicar un 50% de tu salario para arriendo, comida, servicios y otros gastos necesarios, un 20% podrías destinarlo a gustos y aquello que no es necesario, finalmente el 30% restante iría para los pagos del crédito/compra de la casa. Antes para el ahorro previo a la compra.

Claramente lo anterior es solo un ejemplo, pero alinearse a un régimen de ahorro es lo más recomendado para este tipo de metas grandes. Es importante establecer el plan de gastos y seguirlo de manera disciplinada.

Vender cosas que no utilices 

Vender uno que otro objeto personal que ya no uses ayudará para obtener más capital para nuestro hogar. Quizás no lo sepas, pero muchos objetos cotidianos siguen teniendo valor de mercado y representan un ingreso extra para destinarlo a la compra de nuestro hogar.

Ciertamente, en esta lista destacan los aparatos electrónicos, instrumentos musicales que no uses o cualquier otro elemento que tenga valor de mercado. Publica todo aquello en cualquier plataforma de venta y ahorra o invierte ese dinero para que aumente con el tiempo.

No olvides visitar el portal inmobiliario Chilepropiedades.cl si estás buscando arrendar o comprar propiedades.

Puedes publicar tu propiedad gratis en nuestro portal, sólo tienes que registrarte.